Fiesta con harta palabra

Manofalsa en XVI Fiesta de la palabra

Fiesta de la palabra contó ya sus XVI ediciones el pasado sábado quince. Hubieron palabras en el techo, con una intervención de Ánima Lisa, palabras en cuentos del cuentacuentos Manuel Conde, palabras de títeres (Tárbol) , no palabras del mimo César Chirinos -a quien ManoFalsa ya lo nombró primo honoris causa-, guitarra ayacuchana… y la tradicional Feria Editorial con un grupo de libres e independientes editoriales que compartieron junto con estos vecinos chalacos algunas mesas… Hanan Harawi, Peso Pluma, Nico Rejas, entre otros compartieron mesas. Aquí en la imagen, la madre Ubú deste Cónsul con sus palabras papirofléxicas y cosmogónicas… Salieron objetos patafísicos como la dinamita de Dante Castro y los encendidos puros de Roger Santivañez. D`ailleurs… les recordamos que es menester no quedarse sin los suyos.

En resumen, fue una velada con harta palabra y sin palabreo, en el Museo Andrés del Castillo y bajo la batuta de Dina Alcántara, a quien agradecemos todas las falanges desta mano.

El tiempo pasó como un tranvía tornasolado y el café nos mantuvo en temperaturas. Hasta la próxima.

Anuncios

Los poemas puros de Roger Santivañez en Cholo

Newport cholo 1Fue descrita como “Una noche de alta poesía” por nuestros amigos del Cholo Bar, la del viernes 3 de julio, en la que presentamos nuestro más flamante libro objeto: NewPort de Roger Santivañez. De esta manera dejamos una hibernación necesaria para este asalto patriótico: un conjunto de diez “poemas puros” de Roger vertidos en objeto patafísico por estos servidores chalacos. Una batería serial, un puñado de textos bravos con salsa & picante humo en torno a nuestros barrios bajos conformado por el autor a solicitud de manofalsa.

En efecto, una fiesta poética se generó en el Cholo en torno a Roger y sus puros. Nos acompañaron muchos amigos y las rockeras guitarras de Carlos Magán (‘Boui’) y Raúl Montañez (‘Montaña) que terminaron por desatar el fuego de la poesía.

Los esperamos el domingo 2 de agosto en la FIL 2015 donde repetiremos el plato.

Algunas imágenes de la humeante velada.

Captura de pantalla 2015-08-18 a la(s) 12.24.32

Manofalsa reinventándose

taller-REINVENTANDO-fondo

Los días 10 y 11 de junio llevamos a cabo el taller de escritura creativa ReInventando la Ciudad en Espacio Fundación Telefónica. De alguna manera se basa en aquella única sesión que dictáramos en El Averno hace tres años. Fue, como es costumbre, un particular paréntesis para reflexionar sobre nuestro espacio inmediato, nuestras historias personales relacionadas con él intimamente, cotidianamente; oportunidad para hacer memoria y proyección al futuro; enfrentarnos a la ciudad que tenemos y a la que deseamos… todo ello enfocando el ojo y dándole a la pluma… estimulados todos a partir de los impulsos visuales, el coaching y la metodología manofalsa que, en este caso, tuvo una dosis adicional de práctica: el segundo día nos aplicamos con los plumones, tijeras, pegamento y armamos un bosquejo, un croquis de nuestra ciudad ideal.

Puedes echar un vistazo a las fotos que la prima Rocío Fuentes registró, aquí.

reinventando logoReInventando la ciudad tendrá otras sesiones en otros espacios. En Arequipa, será oportunidad de participar con este taller -además, de otras acciones poéticas- en la Universidad San Agustín como parte del festival Caravana de Poesía. Asimismo, durante la Feria Internacional del Libro 2015, el día 1 de agosto a las 4pm en la sala Eielson, nos reuniremos para pensar la ciudad mediante las palabras en una versión condensada del taller.

Víctor Sosa decir es…

victor-sosa-Decir-es
Sosa en II Microfestival Manofalsa. Foto: Rocío Fuentes

La sección central que da nombre al conjunto, Decir es Abisinia –de nuestro primazo Víctor Sosa, tiene un par de referencias directas a César Vallejo. A continuación, transcribimos potente poema de ancas recias como los sabe Sosa, con quien seguimos tramando manofalsa.

 

Se ha puesto el gallo incierto, hombre.
César Vallejo

Ni la luna ni la ola en este silencio: sólo
tu cadáver –tu cresta de opio-, tu luz
de día artificial en cada arteria.
No naces, bardo, todo te ausenta
tigre en la cal de su pezuña, pero
por si algo pasa el pez se crispa: su sedal
de zapa saca a relucir el arpón de escamas,
la lira del dolor; ni luna ni ola ahora
una eclosión de eclipse total; unión
de eccema en ecce homo coronado,
¿coronado de qué? de espinas, de espinas
ulcerando (lesión de los tejidos vegetales)
lacerando el capitel en esa fricción
del que restringe y se desangra: césar
por ejemplo; políglota el peruano en su alcatraz.
Ave! No salgas –dijo- porque hoy
ni luna ni ola ni adiós; odio
tanto desierto

Víctor Sosa es poeta, ensayista e ilustrador uruguayo/mexicano. Ha publicado Decir es Abisinia (2001), Nagasakipanema (2011)… En febrero 2010 participó del II Microfestival de Poesía Tridimensional organizado por la cofradía del libro objeto, Manofalsa. El año pasado, 2013, la editorial brasilera Lumme publicó Oroboro. Poesía reunida (1992-2013) y recibió un premio más, el Jaime Sabinés.

Carlos, el haragán por Ener

escritura-penitenciaria001
ilustraciones: Ener

Carlos, el haragán, nació (13-07-1978) en  una humilde vivienda en la ciudad de Huacho.

Desde muy joven era la burla de todos porque era un joven no tan parecido se dedicó a trabajos y oficios conocidos como soldador en algunos talleres pero cada vez que agarraba un martillo o alguna herramienta, él sentía que no era lo suyo porque muy dentro de él había algo que le decía a gritos que: Carlos había nacido para la música pero él se lo comentaba a sus hermanos y uno de ellos le decía: Trabaja (haragán, flojo) y él se sentía que nunca fue bueno para la soldadura.

A la edad de 17 años de edad descubre una habilidad que lo hace destacar de su grupo, trabaja.

Esa habilidad de tocar y cantar nació con él y le trae como resultado responsabilidades y problemas en su vida diaria como la envidia de los compañeros de trabajo y la burla de alguno de ellos que le decía; Para eso sí eres bueno, pero en son de burla, pero para la mecánica no sirves.

Con el  paso de los años aprendió todas las técnicas de la soldadura y logró ser el mejor del taller, osea, era un maestro en construcciones metálicas.

A los pocos años, Carlos formó su propio taller y tenía muchos ayudantes. Era célebre por sus conocidas frases: No dejes para mañana lo que puedes hacer hoy y se dedicó a su trabajo, creyendo que nunca tendría oportunidad para la música, que era su pasión.

Mosca

Mosca nació (Lima) en jr. Azángaro, un callejón, el 18 de noviembre de 1957, un amanecer lluvioso en la maternidad de Lima.

 

Desde muy joven le picaban los pies, las uñas, etc. se dedicó a trabajos y oficios conocidos como hacerse muy amigo de lo que no era suyo, pero era a su vez muy astuto, inteligente y sumamente agresivo, pero con principios muy definidos hacia el pudor y el respeto a los niños y a la mujer y nuestros padres. No permitía jamás ver abusos de ningún tipo, a pesar de que le brotaba por los poros la viveza y ganar a lo que de lugar y como sea, pero sin atropellar sus principios.

A la edad de 10 años descubre una habilidad que lo hace destacar de su grupo que lo va convirtiendo en líder de la jauría de Azángaro. Así es como comienza a salir con José y Molleja. Sin un centavo y por la noche. Después de ir pelando entre bodega y bodega se van llenando de chucherías que luego juntan y esto llega a ser el producto de su trabajo nocturno. A pesar de que no eran drogadictos todo esto lo transaban con Chuchón, que era el reducidor que todo chapaba pero que casi nada dejaba. Con esto se dirigía al barrio y luego a la casa donde apoyaba a su viejita con parte del botín.

Esa habilidad de a pocos se le fue haciendo costumbre y le trae como resultado demasiadas responsabilidades y problemas en su vida diaria. Ya que siempre lo esperaban y se acostumbrarán a que él con algo siempre llegaría y a veces no era así. Y al ver, el Mosca, cómo los defraudaba al venir con las manos vacías, se empezó a sentir presionado y obligado a hacerlo diariamente y ya no solo chucherías. Con el pasar del tiempo empezó, siguió con moto y luego automóviles hasta que se…

[texto escrito por Ángel durante el Taller de Escritura Vivencial Manofalsa a cargo de Miguel Coletti en el penal Carquín de Huacho (Lima- Perú) en abril de 2014]